domingo, 21 de enero de 2018

Películas #21: El gran showman

Título: El gran showman
Autor/a original: Jenny Bicks
 
Director/a: Michael Gracey
Escrita por: Jenny Bicks y Bill Condon
Género: Musical
Duración: 105 minutos
Fecha de estreno: 25 de diciembre de 2017 (Estados Unidos)
29 de diciembre de 2017 (España)
 
Actores/actrices principales:
Hugh Jackman (P.T. Barnum)
Keala Settle (Lettie Lutz)
Zac Efron (Phillip Carlyle)
Zendaya (Anne Wheeler)
Michelle Williams (Charity)
Rebeca Ferguson (Jenny Lind)

Sinopsis: Estados Unidos, siglo XIX. P.T. Barnum (Hugh Jackman) acaba de perder su trabajo de oficinista porque la empresa para la que trabajaba se ha ido a la bancarrota. Deseoso de ofrecer a su esposa Charity (Michelle Williams) y a sus dos hijas la vida que siempre les había prometido, Barnum se embarca en un proyecto colosal: crear un gran y asombroso espectáculo circense. Para ello, este inventor del show bussines buscará artistas únicos, desde enanos, a mujeres barbudas, equilibristas y toda clase de shows imaginativos. Su lema: para hacer algo nuevo hay que hacer algo poco convencional.

El gran showman es un musical que celebra el nacimiento del show business y cuenta la historia de P.T. Barnum, un visionario showman y empresario circense que surgió de la nada para crear un espectáculo que se convirtió en una sensación mundial y que fue conocido como "El mayor espectáculo en la Tierra". (Fuente: Sensacine)

Mi opinión
Completamente libre de spoilers

Soy una persona de musicales. Eso es así. Aún no he visto un musical que no me haya gustado: la combinación de actuación con canto es algo que me emociona. Ojalá la vida fuera un musical, de verdad. Y después de este breve momento intenso, creo que debería decir que ayer fui a ver esa película de la que todos sabemos por la increíble cantidad de dinero que se ha gastado en publicidad. A mí me daba mucha curiosidad y en cuanto pude fui al cine a verla: aquí os dejo qué me ha parecido.

Como ya os he dicho, me encanta este género, así que la película tendría que haber sido lamentable como para que no me hubiera gustado. Y de hecho me fascinó: personajes peculiares que es lo que a mí me llama la atención, un romance que particularmente shippeé, y una historia con el mensaje de superación y humildad. Sobre todo, como ya dije en La la land, la parte musical es lo que más me llega. Se me llenaban los ojos de lágrimas porque me encantaban las voces y la ambientación, te hacían creer que todo era posible. También es cierto que cuentan con la baza de que precisamente este proyecto contaba con un presupuesto enorme, lo que hace mucho más fácil su éxito. Las interpretaciones de los actores y actrices me parecieron correctas y en ese aspecto no tengo nada que decir. Probablemente mi personaje favorito fuera Lettie Lutz (la mujer barbuda), la cual tenía una voz más que envidiable. 

Por otra parte, como os he comentado otras veces, suelo leer las opiniones de algunos críticos porque al ser profesionales creo que también pueden destacar algo que se me haya pasado como espectadora. En este caso, me sorprendió que muchas reseñas recalcaban la falta de adecuación histórica, pues a pesar de que está hecho basado en un personaje real, parece ser que el Barnum de la película no tiene nada que ver con el real, que está muy edulcorado. No obstante, creo que siempre contará más la opinión de los espectadores porque somos más, pero somos muy fáciles de engañar. De hecho, algo que no me gustó y que es ya cliché es el perdonar a un personaje todo lo malo que ha cometido, como si no hubuera pasado nada. Por último, mi habitual queja respecto a la importancia de los actores: sale Rebeca Ferguson en el cartel principal saliendo poco y encima con una dobladora de voz porque no sabe cantar y no ponen a Keala Settle, que se merece mucho más ese puesto.

En conclusión, El gran showman es una película que te va a encantar si te gusta el género de los musicales. Es un espectáculo colosal que te atrapa completamente entre luces y colores, pero en el que hay que recordar dar importancia a aquellos que no salen en el cartel.

sábado, 13 de enero de 2018

Reseña: Mil veces hasta siempre, por John Green

Título: Mil veces hasta siempre
Autor/a: John Green
Editorial: Nube de Tinta
Precio: 16'95 €
Libro autoconclusivo

Sinopsis:  En su nueva y esperada novela, John Green, el aclamado y premiado autor de Bajo la misma estrella y Buscando a Alaska, nos cuenta la historia de Aza con una claridad desgarradora e inquebrantable. Una brillante historia sobre el amor, la resiliencia y el poder de la amistad para toda la vida.
Aza nunca tuvo intención de investigar el misterio del multimillonario fugitivo Russell Pickett. Pero hay una recompensa de cien mil dólares en juego y su mejor y más intrépida amiga, Daisy, no está dispuesta a dejarla escapar. Así, juntas, recorrerán la corta distancia y las enormes diferencias que les separan del hijo de Russell Pickett, Davis.
Aza lo está intentando. Trata de ser una buena hija, una buena amiga, una buena estudiante y, tal vez, incluso una buena detective, mientras vive en la espiral cada vez más estrecha de sus propios pensamientos.


Mi opinión
Completamente libre de spoilers

Siempre he dicho que con John Green tengo una relación de amor-odio muy extraña. Por una parte, pienso que sus personajes, sobre todo los protagonistas, siempre siguen un mismo patrón y que son apenas distinguibles entre sí. Sin embargo, por otra, siempre me deja pensado sobre la vida y esa es una característica que me encanta. Algo curioso con este autor es que siempre odio sus finales nada más terminar de leer un libro suyo pero al cabo de unos días me acabo dando cuenta de que era precisamente el adecuado. Cuando me enteré de que iba a sacar una nueva novela, no dudé demasiado en comprármela. 

Supongo que muchos lo sabréis, pero para aquellos que no hayan sido informados, este libro en concreto trata de la historia de Aza, que tiene TOC (Trastorno Obsesivo-Compulsivo u OCD, Obssessive-Compulsive Disorder, en inglés). He de decir que me parece muy arriesgado poner una enfermedad mental en una novela, puesto que pienso que este tipo de cosas solo las va a entender al cien por cien aquella persona que la está padeciendo y que muchos pueden llegar a juicios de valor infundados. A mí, a ratos, me desesperaba el comportamiento de Aza: a pesar de esto, intenté tener siempre en mente que es un relato de la realidad, puesto que Green aclaró que había sido basado en su propia experiencia. Tengo muchísimo respeto a estos temas ya que me parece que hay muy poca investigación y ayuda para aquellas personas que pelean consigo mismas cada día. Solo porque no podamos demostrar un dolor físico no quiere decir que no tengamos un problema, y valoro mucho que haya tenido la fuerza para escribir sobre su propia lucha.

El desarrollo de la historia me ha gustado, muy típico del autor: pausado, escrito fundamentalmente para invitarte a reflexionar. La búsqueda del millonario para obtener una importante suma de dinero no me ha parecido más que una excusa para ser testigos del día a día de Aza, y cómo toda tu vida puede girar en torno a una sola cosa. Es angustioso, pero dolorosamente cierto. Me ha gustado cómo se ha narrado y aunque los personajes no me han resultado los más brillantes, era algo que me esperaba. Aza sin duda sí tiene profundidad, probablemente la mayor que he visto dentro de los personajes principales de Green. Además, algo esencial para mí y que me ha llevado a dar una puntuación más alta de lo que quizás habría puesto si lo hubiera leído en otro momento, es que me ha logrado sacar del bloqueo lector que llevaba arrastrando más de un año.

En conclusión, Mil veces hasta siempre es una historia que se debe leer con perspectiva para no juzgar sin saber, pues muestra las complicaciones que las personas con TOC tienen que experimentar en su día a día. Tenemos que ser conscientes del problema para erradicarlo, y todos debemos colaborar en el bienestar de los demás.

Clasificación

sábado, 6 de enero de 2018

Mi año según Goodreads: ¿Cómo ha ido 2017?

Heeeeey

¡Mil perdones por no felicitaros el año en mi última entrada, que la publiqué el día 1! Estaba muy emocionada por el libro de Andrea Tomé y se me pasó totalmente. Desde aquí os digo ahora que espero que empecéis el año con mucha fuerza y lo terminéis con aún más si cabe.

Como el año pasado, quería traeros el recopilatorio de los últimos 365 días lectores. Así pues, recurrí al imprescindible Goodreads y esto es lo que me encontré.


Por supuesto, me esperaba algo así. Como os he ido comentando a lo largo de este año, he estado atravesando un bloqueo lector no tan fuerte como para no leer pero sí como para hacerlo increíblemente despacio. Con 40 libros terminados he leido poco más de la mitad que el año pasado, con el que me situé en 72 libros, lo cual no me debería avergonzar pero sí me hace consciente de alguna manera de la constancia que he perdido. En cuanto a la largaria media estoy contenta porque 340 páginas no es para nada baja, gracias a ciertos libros como La ladrona de libros.


Tanto el libro más popular como el menos me gustaron. Ahora, respecto a la valoración media... no es demasiado alta, sería como un 6'8 sobre 10. Baja tres décimas sobre 5 respecto al año pasado, donde tenía un 3'7 = 7'4 sobre 10. Eso indica que tampoco ha sido un año especialmente bueno en cuanto a lecturas, aunque sí he tenido algunas que me han maravillado como El valle oscuro

No obstante, el final de año me ha brindado un último sprint y devoré Mil veces hasta siempre de John Green, del cual tendréis reseña muy pronto. Espero disfrutar mucho de las lecturas de estos próximos meses y que las sorpresas gratas lleguen a montones. Contadme, ¿cómo ha ido vuestro año? Hasta aquí ha llegado la entrada de hoy. Espero que os haya gustado, y hasta la próxima... que la suerte esté siempre de vuestra parte.

lunes, 1 de enero de 2018

Reseña: El valle oscuro, por Andrea Tomé

Título: El valle oscuro
Autor/a: Andrea Tomé
Editorial: Neo Plataforma
Precio: 17 €
Libro autoconclusivo
 
Sinopsis: Okinawa, Japón, Segunda Guerra Mundial.
Momoko Akiyama es la temperamental hija de un matrimonio de intelectuales para la que la guerra siempre ha sido una molestia lejana. Sus únicas preocupaciones son, por orden de aparición: los disidentes políticos que llegan a su casa de noche y se van de noche, las escapadas de su hermano Takuma los miércoles de madrugada y el acoso escolar.
Jun Kobayashi, la hija del sepulturero, es violentamente tímida y a duras penas puede pronunciar una frase sin tartamudear... un opuesto casi perfecto de la fanfarrona Momoko.
Pero, para bien o para mal, son las personas más importantes en la vida de la otra, y todo lo que creían de su mundo pronto cambiará para siempre.Con una carta de alistamiento.
Con una mentira.
Con una traición.
Con un hombre escondido en un arcón.
Con la guerra llamando a sus puertas.


Mi opinión

La última novela de Andrea Tomé, Desayuno en Júpiter, me fascinó cuando la leí. Así que cuando vi que iba a sacar otro libro y que la sinopsis me parecía interesante, no dudé en hacerme con él en cuanto pude. 

Esta novela contaba con algo que me tiraba para atrás desde un primer momento: era una historia ambientada en guerra. Si me leéis de normal sabréis que no me suelen gustar este tipo de ambientaciones; si no me leéis habitualmente, os podréis imaginar a lo que me refiero cuando os digo que no me gustó La ladrona de libros. No porque piense que son irrelevantes, sino simplemente porque la historia y yo no nos llevamos bien y las novelas históricas se me suelen hacer bola. Sin embargo, el estilo de Tomé me gusta tantísimo que no solo he conseguido pasar por alto que las protagonistas se encuentran en medio de la Segunda Guerra Mundial, sino que incluso lo he disfrutado. Me parece que era realista, sin romantizarlo ni victimizarlo de más (que no se malinterprete esto último, por supuesto que fue durísimo, pero me refiero a que la historia tiene un equilibrio entre dolor y luz proporcionado a lo vivido). 

El argumento ha sido entretenido y para nada difícil de seguir, a pesar de que hay bastantes personajes a los que tener en cuenta. Es posible sentir cómo tu misma estás intentando huir de la violencia masiva y todo lo que puedes alcanzar siempre es desastre. Me ha encantado que haya podido meterme tanto en la historia, pues he sufrido imaginando cómo sería ese momento de la historia terrible, pero que no debemos olvidar. Los personajes también me han convencido bastante, a pesar de que me hubiera gustado saber más de algunos secundarios. Ni Momoko ni Jun me han caído mal (¡ya es mucho en mi caso!) y ha sido un placer compartir su aventura. Quizás la únicas pegas que tengo es que me gustaría haber resaltado más el romance que se percibe y que hay un giro al final con el que no sé si estoy de acuerdo, aunque me lo olia desde el principio.

En conclusión, El valle oscuro es una novela que me ha encantado y que recomendaría indudablemente. Es la historia misma contada con dureza pero con chispas de esperanza cuyo resultado me ha encantado. Uno de los mejores libros que leí en 2017, llegando casi a final de año.


Clasificación

domingo, 24 de diciembre de 2017

Películas #20: Perfectos desconocidos

Título: Perfectos desconocidos
Autor/a original: Paolo Genovese
 
Director/a: Álex de la Iglesia
Escrita por: Jorge Guerricaechevarría y Alex de la Iglesia
Género: Comedia
Duración: 96 minutos
Fecha de estreno: 1 de diciembre de 2017 (España)
 
Actores/actrices principales:
Belén Rueda (Eva)
Juana Acosta (Ana)
Eduard Fernández (Alfonso)
Ernesto Alterio (Antonio)
Dafne Fernández (Blanca)
Eduardo Noriega (Eduardo)
Pepón Nieto (Pepe)

Sinopsis: En una cena entre cuatro parejas, que se conocen de toda la vida, se propone un juego que pondrá sobre la mesa sus peores secretos: leer en voz alta los mensajes, y atender públicamente las llamadas, que reciban en sus móviles durante la cena. Remake del exitoso film italiano "Perfetti sconosciuti" (2016), de Paolo Genovese. (Fuente: FilmAffinity)

Mi opinión
(No sé si algo de aquí puede considerarse spoiler pero es que estoy enfadada)


Lo que se han gastado en publicitar Perfectos desconocidos es descomunal. A pesar de no interesarnos, todos acabábamos sabiendo que se iba a estrenar. Yo no tenía especial curiosidad, pero a mi familia le interesaba, así que decidí ir con ellos porque realmente no me parecía que pintara mal. Ahora me arrepiento mucho de no haber elegido otra película, pues seguro que otra película habría estado infinitamente mejor.

Normalmente no soy una hater, que solo ve lo malo y profundiza en ello: es más, a pesar de que no me guste un libro o película intento sacarle algo, aunque sea mínimo, bueno. Sin embargo, hay ciertas cosas que me tocan la moral y de esta película salí cabreada. Más adelante os contaré por qué, pero por el momento empecemos simplemente por aspectos que deberían haber mejorado mucho más. Sin duda, el misterio de ver qué mensajes o llamadas llegaban era lo único que me llamaba la atención y pensaba que se descubrirían diversas mentiras, pero resulta que todas se limitaban a desvelar el mismo tipo de engaño. Me pareció MUY irreal. Supongo que pretendía ser una parodia, pero es que bajo mi punto de vista carecía de gracia. Los personajes eran todos iguales, planos y superficiales a más no poder.

No obstante, eso solo habría constituido para mí una mala película, nada más. Pero es que la inclusión de la homofobia y el machismo, entre otras cosas de mal gusto, hicieron de ella algo terrible. Cuando haces una parodia, o bien exageras tanto la situación que provoca risa de lo absurda que es o bien dices claramemente en algún momento por medio de algún personaje que eso está mal. Gracias al azar, hay un único momento en el que se dice que un comentario completamente neandertal de uno de ellos está equivocado, pero el espectador tiene que aceptar tragarse cosas como que es mejor que tu marido te engañe con un chico que con una chica (Error 404: Lógica no encontrada). Comentarios como esos se pasan como si fuera algo normal y solo consiguen manipular a aquellos que no vean claramente que es un error. Eso, rematado con un final que se coloca a favor de la mentira, hicieron que saliera muy molesta de la sala.

En fin, es que no voy a sacar nada bueno porque para mí no lo ha habido. Ha sido con diferencia a peor película que he visto en mucho tiempo y eso es culpa del escritor original, no de los actores ni del director. Nada recomendable, seguro que hay muchas otras opciones que trasmitirán valores mucho mejores.


The Hunger Games Mockingjay Pin